Inter de Milán 2010: el triplete de Sneijder, Milito y Mourinho - ForoCoches
Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y mostrar publicidad relacionada con sus preferencias.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies.
 
INICIO NOTICIAS FORO SEGUROS
[ Comparador ]
Regresar   ForoCoches > Zona General > General

  Inter de Milán 2010: el triplete de Sneijder, Milito y Mourinho  
Respuesta

 
Herramientas
Viejo 02-jul-2012, 04:16   #1
Revolución
All you need is Freedom
 
Avatar de Revolución
 
Ene 2012 | 48.378 Mens.
Lugar: Cubazuela del Norte
Arrow Inter de Milán 2010: el triplete de Sneijder, Milito y Mourinho

Durante la temporada 2009-2010 el Inter de Milán obtuvo grandes victorias en liga destacando los sendos triunfos sobre el AC Milan: 4-0 en la primera rueda y 2-0 en la segunda. En la jornada 33 el Inter de Milán pierde el liderato en favor de la Roma, al empatar contra la Fiorentina (2-2) y la Roma ganar al Atalanta por un 2-1 en el Stadio Olímpico. En cambio, en la jornada 35 el Inter gana contra el Atalanta y la Roma en un difícil encuentro contra la Sampdoria que se estaba jugando la cuarta plaza de liga, pierde en el Stadio Olímpico por 1-2. Finalmente, en la última jornada cuando ya la Roma iba ganando 0-2 contra el Chievo Verona el Inter empataba a cero contra el Siena, lo que proclamaba campeón a la Roma. Sin embargo, tras una gran jugada de Javier Zanetti este habilita al de "siempre", Diego Milito, que anotando un gran gol da el título al club. Así, el Internazionale consiguió su 18ª liga.




En la Copa de Italia, el Inter elimina a la Juventus en cuartos de final por 1-2 y posteriormente gana a la Fiorentina por un doble 1-0 en el Giuseppe Meazza y en el Stadio Artemio Franchi. En la final, disputada en el Olímpico de Roma, el Inter ganó su sexta Copa de Italia por 1-0, un gran gol de nuevo de Diego Milito. Durante este encuentro, hubo varias disputas como la de Balotelli contra Totti, quien fue expulsado por una fuerte patada al propio Balotelli.



En agosto de 2010 gana la Supercopa de Italia al vencer a la Roma 3-1.



En la Liga de Campeones, tras ganar en la semifinal al FC Barcelona, el 22 de Mayo se proclamó campeón de europa tras derrotar al Bayern de Munich en la final. Fue un partido muy igualado con más posesión de balón por parte del equipo alemán pero le superó la gran eficacia interista. El artífice de los dos goles fue de nuevo un gran Diego Milito que fue nombrado más tarde "mejor jugador del partido". En el primer gol, la asistencia fue obra de Wesley Sneijder y Milito en el uno contra uno no falló. En su segundo gol, hizo una gran jugada que con un amague superó a Van Buyten y se plantó ante el portero pateando la pelota abajo al lado del palo para dejar sentenciado el partido.




Así, el Inter de Milán culminó una temporada espectacular y, aunque muchas veces desplegando un juego criticado por muchos, consiguió ganar los 3 títulos: Liga Italiana o Scudetto, la Copa Italia y la Liga de Campeones. De esta manera, se convierte en el primer equipo italiano en lograr tal hazaña, lo que le sirvió para ser electo el mejor equipo del mundo del mes de mayo del 2010 (siendo la cuarta vez en la historia del club en conseguir esa distinción).



A pesar de ser criticado su juego, ha sido imitado como por el Chelsea en 2012. El 28 de abril de 2010, cuando el Inter de Milán apeó al Barcelona de la final de la Champions después de un ejercicio ultradefensivo sobre el tapete del coliseo azulgrana, donde arañó un 1-0 que le sirvió para clasificarse para la final del Bernabéu tras el 3-1 de la ida. Como en aquella ocasión los italianos, el Chelsea lucía ayer un uniforme blanco y, como entonces, el equipo londinense apostó por un once inicial forrado de músculo y centímetros (siete más de media que el Barça) con el objetivo de frenar las reiteradas acometidas del equipo azulgrana, obligado a marcar dos goles de nuevo para voltear la eliminatoria. Tomó buena nota el técnico Roberto Di Matteo de la apuesta que hizo en su día José Mourinho. Parapetado de inicio en una línea defensiva de cuatro hombres -Ivanovic, Cahill, Terry y Ashley Cole-, la retaguardia fue creciendo conforme avanzaban los minutos y se prolongaba el asedio azulgrana. Sobre todo después de la expulsión de Terry, eje vertebrador de la defensa blue. Excluido su capitán, los londinenses se atrincheraron y jugadores como Mikel, Ramires, Meireles o Lampard pasaron a actuar como zagueros impostados.Un guiño al guion que escenificó en su día el Inter, recluido en su área y escudado en el desempeño espartano de futbolistas como Samuel, Lucio, Zanetti, Chivu, Maicon y Cambiasso.

Tras haber ganado la Liga de Campeones de la UEFA en la temporada 2009-2010, se clasificó a la Copa Mundial de Clubes de la FIFA 2010, realizada en Abu Dhabi, Emiratos Árabes Unidos. El conjunto italiano venció en semifinales comodamente al Seongnam de Corea del Sur por 3-0, con goles de Dejan Stanković, Javier Zanetti y Diego Milito, clasificando a la Final donde enfrentaria al equipo congoleño del TP Mazembe. El holandés Wesley Sneijder no pudo disputar dicho partido debido a que en el encuentro de semifinales se lesionó a los 2 minutos del primer tiempo.

Finalmente, el equipo que dirigía Rafael Benítez le ganaría el partido al TP Mazembe nuevamente por 3-0, con goles de Goran Pandev, Jonathan Biabiany y Samuel Eto'o. Este último, finalizado el encuentro, fue elegido como mejor jugador de la Final y Balón de Oro del campeonato.




Así, el equipo interista pudo cerrar un año espectacular, logrando 5 títulos en aquel periodo.

‘Il Grande Inter’ surgió en los años sesenta, cuando la entidad italiana era presidida por Angelo Moratti y el equipo lo entrenaba el sabio Helenio Herrera. Las grandes estrellas era Corso, Fachetti y, sobre todo, Luis Suárez, el único jugador español que ostenta el Balón de Oro (1960). El presidente del 2010 es el hijo de Angelo: Massimo Moratti, que le dio las riendas a Mourinho para que el portugués lograra la tan ansiada Copa de Europa, la tercera en la historia del club. No harto, el portugués también le ha brindado un ‘Triplete’ histórico, sucediendo así a otros reyes del triplete como Celtic, Ajax, PSV, Manchester United y Barça. ‘Mou’ se fue al Madrid, pero deja la reinvención del ‘Grande Inter’. Un conjunto más evolucionado -no quiere el balón y busca el contragolpe-, con grandes estrellas (Sneijder, Eto’o, Milito…) e igualmente fuerte.

Diego Milito

Diego Milito se convirtió en el auténtico héroe de esa temporada en el triplete conquistado por el Inter de Milan. El argentino anotó el gol decisivo ante el Siena que supuso el quinto scudetto consecutivo de los interistas. Días antes anotó el gol que daba a su equipo la Copa italiana en la final ante la Roma y en la final de la Champions ante el Bayern fue el autor de un doblete histórico para los italianos coronándose como mejor jugador de la final.
La llegada de Diego Milito, junto con Thiago Motta, le costó al Inter 25 millones de euros y terminó la temporada con 28 goles en su haber repartidos de esta forma (20 en Liga, 2 en Copa y 6 en Champions).



Sneijder

Quien le iba a decir a Wesley Snejder que antes del cierre del mercado de la temporada 2009-2010 cuando dejó el Real Madrid por el Inter iba a cambiar tanto su vida. El centrocampista holandés se había negado a abandonar la entidad blanca porque estaba empeñado en triunfar en la Liga española. Sin embargo, la apuesta le ha salido muy bien. Todo comenzó en el Inter. Wesley asumió los galones que le cedió Mourinho y se convirtió en un líder del equipo 'neroazzurri'. A pesar de que el Calcio no es un fútbol donde se pueda exhibir una gran calidad futbolística, Sneijder se consiguió adaptar sin problemas al fútbol italiano. Al final de la temporada ha jugado 33 partidos anotando 7 goles, reuniendo todas las competiciones.

Su regularidad y exquisita calidad ha sido de lo más destacable en un equipo italiano donde brillan más los futbolistas currantes y de mejores condiciones físicas. Pero Wesley ha rendido tanto en facetas ofensivas como defensivas. En la competición doméstica el Inter arrasó. Y en Europa Mourinho convirtió al conjunto italiano en un equipo ganador y candidato al título.

Wesley fue clave en la eliminatoria que marcaría el futuro del Inter en la Champions. Fue en las semifinales contra el Barcelona. Sneijder marcó un gol en San Siro y se marcó un partidazo que lanzó a su equipo hacia la final de Madrid. En el Bernabéu se quitó la espinita y se apuntó su primera Champions

Sneijder ha sido clave en el triplete del Inter.



Mourinho

The Special One ha sacado el máximo partido posible a una plantilla de calidad, pero que está hecha de los descartes del resto de grandes de Europa. Además dio una lección magistral a su antiguo maestro, Van Gaal, a quien desarboló tácticamente con un partido de manual. Manejó el encuentro a su antojo, defendió a la perfección cualquier acometida bávara y aprovechó todas las oportunidades de las que dispuso para generar peligro.
Por si todo esto fuera insuficiente, Mou acabó de un plumazo con esa leyenda, tan antigua como falsa, que tacha su fútbol de defensivo y conservador. Sólo hay que echar un vistazo a la alineación que puso en liza en el Bernabéu para darse cuenta de que siempre va a por todas. Un equipo que juega con Sneijder, Pandev, Eto’o y Diego Milito es la mejor prueba de ello.
Con estos argumentos, a los que hay que sumar su extenso palmarés —conquistó ayer su segunda Champions para un currículo que incluyo 18 títulos de primer nivel—. El fútbol le dio la razón con el Inter del triplete.

El sucesor del Mago Helenio Herrera. Esa es la etiqueta que se ha ganado Mourinho tras su breve pero intenso paso por el Inter de Milan. El portugués deja en Italia un auténtico equipazo formado con remiendos de otros clubes, un cariño enorme entre los tifosi y un triplete histórico que no había conseguido ningún equipo italiano hasta la fecha.

El portugués ya estuvo a punto de terminar en el banquillo nerazzurro en el verano de 2004, pero finalmente, hipnotizado por los millones de Abramovich, se decantó por el Chelsea. Sin embargo, Moratti no se dio por vencido tan fácilmente y, tras su marcha del club londinense, extendió sus zarpas sobre el de Setúbal. Moratti y Mourinho fueron cazados por La Gazzetta dello Sport en un restaurante parisino cuando Roberto Mancini aún era entrenador del Inter.
"Mourinho es como el viento, a algunos les gusta y a otros les resulta molesto". Así define el máximo mandatario interista al técnico que le ha permitido revivir los viejos días de gloria de su padre Angelo. Desde su segunda Copa de Europa conquistada en 1965, el Inter no había vuelto a saborear las mieles de la victoria en la máxima competición continental.

Desde el día que aterrizó en Milan, Mourinho llegó con ganas de guerra y lanzó un aviso en toda regla: "Yo no soy estúpido". Ahí comenzó una guerra con la prensa, rivales y técnicos que le han llevado a abandonar Italia "harto" de toda la parafernalia que se generaba a su alrededor.
Independientemente de sus divergencias con el entorno italiano, Mourinho triunfó con rotundidad en un fútbol nuevo para él. Cogió las riendas de un equipo que se hinchaba a ganar dentro de sus propias fronteras, pero que pinchaba en hueso una y otra vez en Europa.

En su primer año como técnico interista no consiguió darle la vuelta a la tortilla, ganó sin dificultades el Scudetto y cayó en octavos de final de la Champions ante un Manchester United que desnudó las carencias de un equipo que necesitaba un cambio total de rumbo.

El giro de timón llegó gracias a la venta de Ibrahimovic. Mourinho no congeniaba con el sueco, por lo que aceptó su marcha para poder aplicar una de sus máximas, el interés del conjunto prevalece sobre el individual. En su lugar, 'The Special One' se trajo a jugadores como Milito, Eto'o, Thiago Motta, Lucio y Wesley Sneijder, auténticas piezas claves en los éxitos del Inter del Triplete.

Los cambios parecían que surgían efecto en la Serie A, pero todavía faltaba la prueba de fuego europea. El primer envite llegó ante un viejo conocido del portugués, el Chelsea. Los de Mourinho realizaron toda una demostración de carácter ganando en el mismísimo Stamford Bridge con un gol del siempre decisivo Eto'o.

En semifinales llegaría la auténtica hora de la verdad. El Barça se volvía a cruzar en el camino de Mourinho, pero esta vez el portugués no se iba a dejar avasallar de nuevo por el exquisito juego blaugrana y planteó un auténtico campo de minas a los de Pep Guardiola tanto en San Siro como en el Camp Nou.

Lo más difícil estaba hecho. Ya sólo quedaba concretar una temporada de ensueño haciéndose con un triplete que ni los más optimistas se atrevieron a pronosticar a principios de temporada. Y así fue, el Inter se llevo el Scudetto, la Copa de Italia y la Champions League en el Santiago Bernabéu.



ESTILO DE JUEGO

Arriba no perdona y en la defensa no pierde la concentración. Un equipo solidario que ha diluido las individualidades, que respira como uno solo, que exprime los minutos y blinda su área como si se les fuera la vida en cada milímetro de hierba. No es un futbol bonito, no tiene la estética del pase, ni la precisión en el centro del campo, es otra cosa. Un bloque, un ejercito futbolístico con mucho oficio y poca, poquísima, improvisación. La táctica por encima del jugador, el equipo por encima de los dorsales. Es emocionante ver a Samuel, Lucio, Cambiasso, apoyándose, cubriéndose las espaldas los unos a los otros, ayudando casi fraternalmente al compañero. Pandev defendiendo en las cercanías de Julio César o Eto´o protegiendo el lateral zurdo. Un mecanismo que ha servido para lograr el triplete. Han ganado todo lo que han jugado.

Han hecho méritos más que de sobra para volver a la élite del fútbol europeo. Podemos debatir lo de siempre. El juego férreo y destructor frente al pase y el control. Mourinho ha demostrado que el triplete no es patrimonio de la estética sino del trabajo. Con hombres como Sneijder, Maicon o Pandev ha logrado rematar un equipo avasallador, sin piedad. Siempre dispuesto a herir, intratable en defensa, brillante en ataque. Once jugadores que actúan como uno solo. Mérito del director de orquesta, mérito de Mourinho. La música no es sólo la suma de muchos instrumentos, es comunicación con el espacio, precisión de los ejecutantes, armonía y sincronía. El resultado: una hermosa maquinaria.

Antónimo de miedo: valor, pero no solo como la palabra en sí sino uniendo a todos los valores humanos (tolerancia, valentía, amor, felicidad, paz)

Última edición por Revolución fecha: 14-sep-2012 a las 02:26.
Revolución está desconectado   Responder Con Cita


Viejo 02-jul-2012, 04:16   #2
Vestax
Economista
 
Avatar de Vestax
 
May 2011 | 25.852 Mens.

Lo hizo un mago

Buen trabajo Revolución.

Mi canal de yutuf: http://www.youtube.com/user/elvestardo
Plugin Check Report Inactive
Vestax está desconectado   Responder Con Cita
Viejo 02-jul-2012, 04:17   #3
Shurgabber
voi siega ilitri
 
Avatar de Shurgabber
 
Ene 2010 | 34.323 Mens.
Lugar: Sevilla

Sevici

Intedezante el tochaco

Cinéfagos de Forocoches, la plataforma reshulona A mí me gusta la música electrónica.
Shurgabber está desconectado   Responder Con Cita
Viejo 02-jul-2012, 04:18   #4
NupyquN
Es mejor Pablo
 
Avatar de NupyquN
 
Oct 2010 | 21.170 Mens.

Es mejor Pepe

ejejÉ

PEÑA MERENGUE ForoCoches. Socio N.º 1020.
Peña
NBA ForoCoches. Socio N.º 328 - thunder.
NupyquN está desconectado   Responder Con Cita
Viejo 02-jul-2012, 04:19   #5
vedder92
ForoCoches: Miembro
 
Avatar de vedder92
 
Dic 2011 | 7.147 Mens.
Lugar: Galicia

Voy en ala delta

me gustan tus hilos, acá te dejo mis dies no más
vedder92 está desconectado   Responder Con Cita

Respuesta

Regresar   Inicio | ForoCoches > Zona General > General
Herramientas


 [ VERSIÓN MÓVIL ]
ForoCoches.com LWNET © 1999 - 2014| Powered by © vBulletin Solutions, Inc
Info Legal | Privacidad | Cookies | Normas de uso | Publicidad | Servidores | Stats | Ayuda | Contacto