INICIO FORO
Regresar   Foro Coches > Zona General > General


 

El Proyecto Sonnengewehr (arma solar)

 
Respuesta

 
Herramientas
Viejo 25-nov-2009, 23:22   #1
HurCo
Tu henemijo
 
Mar 2009 | 6.730 Mens.
Lugar: Nueva Fenicia

Estela Cancerígena

El Proyecto Sonnengewehr (arma solar)

Cita:
Durante la Segunda Guerra Mundial la maquina de guerra Nazi experimentó con armas que no habían sido vistas hasta ese momento. El "proyecto Sonnengewehr" consistía en un arma solar colocada en orbita y capaz de enviar mortíferos "rayos de la muerte" sobre el enemigo


En una megalópolis ubicada en los bosques de Hillersleben un contingente de 150 ingenieros y físicos estaban encargados de desarrollar y evaluar todo tipo de armas experimentales, un número importante de las cuales fueron finalmente aprobadas y utilizadas por la maquinaria de guerra nazi.



En mayo de 1945, Alemania se rinde frente a los aliados, y las instalaciones de Hillersleben son abandonadas. En este lugar los aliados se encontraron con una cantidad notable de armas en distintas etapas de desarrollo. Cohetes de artillería, tanques modificados para lanzar proyectiles a varias millas de distancia, morteros de 600mm y toda una colección de inventos más estaban casi listos para el campo de batalla.

Pero nada se comparaba al diseño atribuido a Hermann Oberth, un físico que más tarde seria reconocido como uno de los padres de la cohetería. El proyecto Sonnengewehr (cuya traducción es algo así como "Arma Solar") En 1929, en su libro Wege zur Raumschiffahrt, o "Métodos para Vuelos Espaciales", Oberth presenta una descripción científica de una hipotética estación espacial tripulada, situada en la órbita de la Tierra. En el libro detalló que la teórica construcción se realizaría utilizando distintas secciones prefabricadas, introdujo también en sus descripciones un ciclo de rotación para producir gravedad centrífuga dentro de la estación, y esbozó un sistema de misiones para reabastecer a los tripulantes periódicamente. Oberth abogó por el desarrollo de estas Raumstations para servir como observatorios astronómicos y relés de telégrafo, además de las actividades para la observación de la Tierra, tales como la meteorología, la búsqueda y rescate, y misiones militares y de inteligencia.


Oberth en el centro

Hermann Julius Oberth ( 25 de junio de 1894 , 28 de diciembre de 1989) nació en la ciudad transilvana de Sibiu en la actual Rumanía, aunque en su momento formaba parte del Imperio Austrohúngaro alrededor de los 11 años Oberth empezó a fascinarse por el campo de la exploración espacial, marcándole principalmente los escritos de Julio Verne, en especial De la Tierra a la Luna, releyéndolo hasta llegar a memorizarlo. construyó su primer cohete en miniatura como estudiante escolar a los 14 años.

En 1912, Oberth comenzó a estudiar medicina en Munich, participando luego en la Primera Guerra Mundial como médico militar. Más tarde, Oberth comentaría que lo más importante que pudo aprender de esa experiencia es que no deseaba llegar a ser un doctor

En 1922, su tesis doctoral sobre la ciencia espacial fue rechazada por "utópica". Publicó privadamente su trabajo de 92 páginas con el título Die Rakete zu den Planetenräumen (Los cohetes hacia el espacio interplanetario). En 1929 Oberth ampliaría este trabajo a un total de 429 páginas titulado Wege zur Raumschiffahrt (Modos del vuelo espacial).

Formó parte de un grupo de aficionados del cohete, Verein für Raumschiffahrt (Sociedad del vuelo espacial), que habían tomado su libro como inspiración,

En 1928 y 1929 Oberth trabajó en Berlín como asistente científico en la primera película con escenas en el espacio, Frau im Mond (La mujer en la Luna), dirigida por Fritz Lang. La película tuvo un valor enorme al popularizar la idea de la astronáutica. Oberth perdió la visión en su ojo izquierdo en un experimento para la película.

En el otoño de 1929, Oberth lanzó su primer cohete de combustible líquido, llamado Kegeldüse. Fue ayudado para este experimento por sus alumnos de la Universidad Técnica de Berlín; uno de ellos era Wernher von Braun, el cual dirigiría más adelante el proyecto militar de desarrollar el cohete denominado oficialmente como A4, pero más conocido como V-2. Aunque Oberth no desempeñó un papel directo en ese proyecto, muchas de sus ideas e inventos fueron incluidos en él.

Oberth en 1939 se trasladó primero a la Technische Hochschule de Viena, luego a la Technische Hochschule de Dresde, antes de comenzar una tarea con von Braun en Peenemünde para el proyecto del V-2. Sin embargo, dejó pronto el proyecto para trabajar en cohetes antiaéreos de combustible sólido en el complejo WASAG cerca deWittenberg.

Al finalizar la Segunda Guerra Mundial, la familia de Oberth se trasladó a Feucht, cerca de Núremberg. Oberth fue a Suiza en 1948, donde trabajaba como consultor independiente y escritor.

En 1950 se trasladó a Italia donde, para la marina italiana, terminó el trabajo que había comenzado en WASAG. En 1953 regresó a Feucht para publicar su libro Menschen im Weltraum (Hombres en el espacio), en el que describía sus ideas para un telescopio reflector espacial, una estación espacial, una nave espacial eléctrica y trajes espaciales. En esta década Oberth expresó sus opiniones sobre los OVNIs, apoyando la hipótesis de los extraterrestres

Finalmente Oberth trabajó para su antiguo alumno von Braun, desarrollando cohetes espaciales en Alabama (El desarrollo de la tecnología espacial en los próximos diez años). En 1958 regresó a Feucht, donde publicó sus ideas de un vehículo de exploración lunar, una "catapulta lunar", y sobre helicópteros y aviones silenciosos.

En 1960 regresó a Estados Unidos, donde trabajó en Convair, como consultor técnico del cohete Atlas. En 1962 se retiró a los 68 años. La crisis del petróleo de 1973 sirvió de inspiración a buscar fuentes de energía alternativas, incluyendo un proyecto para una estación eléctrica eólica. Sin embargo, su interés principal en su retiro fue hacia cuestiones filosóficas más abstractas, en libros como Primer For Those Who Would Govern.
Oberth falleció el 28 de diciembre de 1989 en Feucht. Se casó cuando tenía 35 años con Tilli Hummel, con quien tubo cuatro hijos; un hijo moriría en el frente en la Segunda Guerra Mundial y una hija, que también moriría durante la guerra, en la explosión de una planta de oxígeno líquido en agosto de1944.
En la ciudad de Feucht se ha creado el Museo del espacio Hermann Oberth y la Sociedad Hermann Oberth, que reúne a científicos, investigadores y astronautas para continuar su trabajo en la astronáutica y la exploración espacial.
En la película Star Trek III: En busca de Spock aparece una nave de clase Oberth en su honor. Esta clase fue también utilizada en varios episodios deStar Trek: La Nueva Generación. Existe un cráter lunar con su nombre, Oberth.






Sin embargo, lo que causó el interés de los científicos nazis, fue su sugerencia de que introducir un espejo cóncavo de 100 metros de ancho que podría utilizarse para reflejar la luz solar concentrada en un punto concreto de la Tierra. El diseño de Oberth había sido ideado inicialmente con intenciones pacíficas, teniendo en mente utilizar el intenso calor para producir electricidad mediante turbinas de vapor, pero los nefastos nazis solamente veían un colosal rayo de calor que podría vencer y someter a la humanidad.



El concepto del "Arma Solar" es esencialmente un aumento de la versión antigua del tan debatido "Rayo de la muerte" ideado por Arquímedes. En el año 212 AC, la República Romana trató de invadir y arrebatar la ciudad de Siracusaa sus habitantes Griegos. Algunos afirman que el ataque fue repelido por Arquímedes, el sorprendentemente polifacético griego (matemático, físico, inventor y astrónomo) de quien se dice que utilizó un conjunto espejos de cobre para concentrar la luz solar para quemar las naves romanas.



Las ideas diseñadas por Hermann Oberth en 1929 sirvieron como punto de partida, para que los físicos Hillersleben ampliaran el concepto del espejo-espacial considerablemente. En sus cálculos indican un espejo parabólico de al menos tres kilómetros cuadrados, capaz de lograr el deseado poder destructivo (unas 100.000 veces mayor que la mítica máquina de Arquímedes) y cuya órbita ideal sería de 8.200 kilómetros. Tras examinar una serie de materiales brillantes, los científicos determinaron la utilización de sodio metálico, que es un elemento relativamente abundante entre los compuestos naturales. En condiciones normales, el sodio puro se empaña rápidamente y reacciona violentamente a la humedad, sin embargo los investigadores resolvieron que estas deficiencias no plantearían ningún problema en el espacio ya que sencillamente no hay moléculas de agua que pudiesen interferir con su funcionamiento. Para poner las piezas prefabricadas en órbita, los ingenieros pensaban emplear una versión más potente de los traicioneros cohetes V-2 que Alemania había utilizado para aterrorizar a Londres. Con el nombre clave de V11, y diseñado por Wernher von Braun, el cohete que reemplazaría al V2 no solo llevaría el hombre al espacio sino que podría incluso bombardear a los Estados Unidos tal como el V2 lo hacia con Inglaterra.

El espejo orbital nazi contaría con una zona dedicada a alojar a los astronautas encargados de operarlo. En el interior del salón de la estación, la electricidad se generaría mediante dínamos alimentadas por vapor, que utilizarían como energía el calor de la radiación solar en bruto. La estación se complementaría con zapatos magnéticos para permitir a los astronautas nazis trabajar en condiciones de ingravidez, y su oxígeno se repondría constantemente por enormes invernaderos llenos de plantas de calabaza sedientas de CO2.



ensamblaje de la estacion orbital



La estrella de la muerte por dentro


La tripulación de la estación terminada, recibiría órdenes codificadas a través de la radio o telégrafo inalámbrico, para mantener un ojo avizor sobre los enemigos del Reich. Cuando recibieran la orden de atacar un objetivo terrestre, la tripulación podría activar una red de cohetes propulsores para girar el enorme reflector hacia una orientación cuidadosamente calculada. Una vez en posición, la curvatura del espejo reuniría los poderosos rayos del sol en un punto focal de la superficie de la Tierra, vertiendo una columna destructiva de radiación solar concentrada en un único sitio de destino. Hipotéticamente, este rayo tendría suficiente calor para quemar amplios campos, incinerar ciudades, vaporizar embalses, y derretir a los inocentes espectadores que pillara en su camino como si fueran muñecos de cera. Una vez que se ha cumplido la misión destructiva, el espejo se inclinaría de nuevo hacia una posición segura.



Afortunadamente, nada de esto llegó a construirse. La llegada de los aliados en 1945 terminó con los planes nazis de su propia "Estrella de la Muerte", aunque es posible que las dificultades técnicas debido a la falta de tecnología de la época hubiesen hecho inviable al proyecto. De hecho, es muy probable que el rayo generado en el espejo se difuminase tanto al atravesar la atmósfera que al llegar a tierra no fuese más que un molesto resplandor.

Los escépticos aliados en un principio creyeron que todo aquello se debía a la fantasía derivada del consumo de cerveza. Calcularon un periodo entre 50 y 100 años antes de poder empezar a pobrar esas teorías. Pero como dijo el teniente coronel John A. Keck " los alemanes ya habían conseguido cosas asombrosas".

Una larga lista encontrada de los proyectos Nazis para el futuro, un extracto:

Cohete de v-2 que podría ser lanzado de un submarino sumergido a 300 pies bajo el agua.

Cañón de ferrocarril de 32 pulgadas (mejoras), probablemente el arma más grande alguna vez hecho (y usado por los Alemanes en Sebastopol),

Cohete de anti-aviación capaz de una explosión con un radio de diez yardas de un objetivo y diez millas de altitud. ( los cohetes pronto sustituirán todos los otros tipos de armas anti-avión.)

Mira telescópica infrarroja para los francotiradores

Cohete (casi perfeccionado) con una gama de 1,200-1,800 millas. (Los científicos alemanes dijeron que ellos estaban en el buen camino hacia un cohete que alcanzaría EE UU (el TIEMPO, el 25 de junio de 1945)



Los científicos alemanes hablaron libremente y dejaron ver el pensamiento de que Hitler había perdido la guerra al desvíar demasiado esfuerzo a armas "de chalados". Los ingenieros aliados no se tomaron tan a broma las investigaciones Nazis e incluso los proyectos del "Arma solar" los habian impresionado
Keck" fuimos impresionados por sus mentes prácticas de la ingeniería y su aversión para lo fantástico. "


Muchos de los científicos alemanes, incluidos los propios Oberth y Wernher von Braun, se trasladaron a los EEUU para continuar sus investigaciones en cohetería. De alguna manera, la tecnología de la V2 que sirvió para devastar Londres seria la encargada de dar vida al Saturno V que llevó los astronautas del Apolo a la Luna


fuentes
http://es.wikipedia.org/wiki/Hermann_Oberth
http://www.neoteo.com/proyecto-sonnenge ... e-nazi.neo
http://www.time.com/time/printout/0,8816,852344,00.html
http://randallstevens.blogspot.com/2008 ... reich.html
http://www.zweiterweltkrieg.org/phpB...t=3435&p=35636


Cita:
Proyecto Sonnengewehr, el Rayo de la Muerte nazi

Por: Ariel Palazzesi @ sábado, 16 de febrero de 2008

Durante la Segunda Guerra Mundial la maquina de guerra Nazi experimentó con armas que no habían sido vistas hasta ese momento. El “proyecto Sonnengewehr”, que no llego a concretarse, consistía en un arma solar colocada en orbita y capaz de enviar mortíferos “rayos de la muerte” sobre el enemigo. En NeoTeo te contamos como funcionaba.

Ya hemos hablado de las armas que los nazis estaban preparando a mediados del siglo pasado. El “proyecto Sonnengewehr” fue quizás la mas ambiciosa de todas ellas. Sumamente adelantada para la epoca, este verdadero rayo de la muerte hacia uso de todas las tecnologías que se estaban desarrollando en el seno de los centros de investigación sobre armas del Tercer Reich.

El pequeño pueblo de Hillersleben, en Alemania, fue elegido por el nazismo para instalar el mayor centro de investigación sobre armas. Ubicado en una región dominada por las colinas y los bosques, un grupo de trabajo conformado por más de 150 ingenieros y físicos experimentó todo tipo de armas, muchas de las cuales se llegaron a usar durante la guerra.

En mayo de 1945, Alemania se rinde frente a los aliados, y las instalaciones de Hillersleben son abandonadas. En este lugar los aliados se encontraron con una cantidad notable de armas en distintas etapas de desarrollo. Cohetes de artillería, tanques modificados para lanzar proyectiles a varias millas de distancia, morteros de 600mm y toda una colección de inventos más estaban casi listos para el campo de batalla.

Pero nada se comparaba al diseño atribuido a Hermann Oberth, un físico que más tarde seria reconocido como uno de los padres de la cohetería. El proyecto Sonnengewehr (cuya traducción es algo así como “Arma Solar”) consistía en una plataforma ubicada en la órbita terrestre. Entre los documentos recuperados, se detallaba un método teórico para su construcción, mediante módulos prefabricados en tierra y luego enviados al espacio. Mas o menos el mismo mecanismo que se emplea hoy para la construcción de la ISS. Oberth incluso describió la forma de proporcionar gravedad artificial mediante un sistema de rotación.

De todos los planes que Oberth tenia para el espacio, el que mas interesaba a los nazis era la construcción de un espejo cóncavo de unos tres kilómetros de diámetro, que desde la orbita terrestre podría dirigir un rayo de luz concentrado hacia su superficie. Salvando las distancias, era más o menos lo que según la leyenda hizo Arquímedes para quemar las embarcaciones enemigas 2200 años antes.

Los científicos alemanes, utilizando los conceptos de Orbeth, llegaron a la conclusión que debian ubicar su espejo a unos 8200 kilómetros de altura. El material a utilizar seria el sodio metálico, abundante en la naturaleza y con una gran capacidad de reflejar la luz. El hecho de que la humedad lo convierta en algo sumamente inestable no era un problema: en el espacio sencillamente no hay moléculas de agua que pudiesen interferir con su funcionamiento.

Una versión mejorada de los cohetes V2 serian los encargados de llevar una a una las piezas del espejo al espacio. Con el nombre clave de V11, y diseñado por Wernher von Braun, el cohete que reemplazaría al V2 no solo llevaría el hombre al espacio sino que podría incluso bombardear a los Estados Unidos tal como el V2 lo hacia con Inglaterra.

El espejo orbital nazi contaría con una zona dedicada a alojar a los astronautas encargados de operarlo. Hay detalles que pueden parecer hasta graciosos hoy, pero hace 60 o 70 años, el espacio y la falta de gravedad eran prácticamente desconocidos. Por ejemplo, se planeaba obtener la energía eléctrica necesaria a partir de una especie de dinamos alimentados por la radiación solar. Los astronautas utilizarían botas magnéticas para desplazarse por el piso de la estación espacial, y el oxígeno sería proporcionado por un invernadero. Una plantación de calabazas convertirían el CO2 liberado por los astronautas en oxigeno respirable.

La tripulación recibiría por radio las instrucciones encriptadas, y mediante un mecanismo direccionaría el es espejo hacia el blanco terrestre. El enemigo no podría defenderse ya que no contaba con la tecnología capaz de alcanzar y destruir la Sonnengewehr.

Afortunadamente, nada de esto llegó a construirse. La llegada de los aliados en 1945 terminó con los planes nazis de construir su propia “Estrella de la Muerte”, aunque es posible que las dificultades técnicas debido a la falta de tecnología de la época hubiesen hecho inviable al proyecto. De hecho, es muy probable que el rayo generado en el espejo se difuminase tanto al atravesar la atmósfera que al llegar a tierra no fuese más que un molesto resplandor.

Muchos de los científicos alemanes, incluidos los propios Oberth y Wernher von Braun, se trasladaron a los EEUU para continuar sus investigaciones en cohetería. De alguna manera, la tecnología de la V2 que sirvió para devastar Londres seria la encargada de dar vida al Saturno V que llevó los astronautas del Apolo a la Luna.
http://www.neoteo.com/proyecto-sonne...uerte-nazi.neo



Y tal.
HurCo está desconectado   Responder Con Cita


Viejo 25-nov-2009, 23:23   #2
Estebitan_18
_-_-_-_-_-
 
Avatar de Estebitan_18
 
Sep 2006 | 7.461 Mens.
Lugar: Avión(Ourense)

E36 325i cabrio

Marcar lo que proceda:

[X]Pole
[ ]Subpole
[ ]Fail, hamijo
[ ]Gol de Señor
[ ]Spam
[ ]Reporte
[ ]Post trirepetido
[ ]No lo cojo
[ ]De migrante
[ ]Consiste en lanzar aros
[ ]
[ ]Mandril
[ ]Culerdo
[ ]T_D_S P_T_S
[ ]Panchitos
[ ]Cuerpoescombro
[ ]Pero que es esta mierda?
Estebitan_18 está desconectado   Responder Con Cita
Viejo 25-nov-2009, 23:23   #3
Elbos
ForoCoches: ********
 
Nov 2009 | 2.478 Mens.
Ahora vuelvo, voy a construirme un chalet.
Elbos está desconectado   Responder Con Cita
Viejo 25-nov-2009, 23:24   #4
Estebitan_18
_-_-_-_-_-
 
Avatar de Estebitan_18
 
Sep 2006 | 7.461 Mens.
Lugar: Avión(Ourense)

E36 325i cabrio

Me parece a mi que eran demasiado ambiciosos
Estebitan_18 está desconectado   Responder Con Cita


Respuesta

Regresar   Inicio | Foro Coches > Zona General > General
Herramientas


 [ VERSIÓN MÓVIL ]
Info Legal | Privacidad | Cookies | Notificaciones | Normas de uso | Updates | Ayuda | Invitaciones | Contacto